Iturbide fue enterrado sin caja…No traía para pagarla

Abr 4th, 2020 | By | Category: Lo más interesante, Padilla, portada, Tu puedes visitarlos

Viejo Padilla.- Fue el 19 de julio de 1824, a las seis de la tarde.

Pareciera que había prisa, porque los fusilamientos ocurrían, por regla general, al amanecer, a las seis de la mañana.

Aquí terminaron los sueños imperiales de Agustín de Iturbide, a unos 30 metros del edificio de la partida militar y frente a la iglesia.

El lugar permanece abandonado, entre el estiércol de las vacas y los espinos, no obstante que las aguas de la presa Vicente Guerrero despejaron el área desde hace 15 años.

Según los informes de los padillenses, en el lugar había un obelismo ya destruido. Solo queda la base con la inscripción

-En este lugar fue ejecutado el 19 de julio de 1824, a las 6 P.M.

En los medios políticos se informa que, la destrucción, fue el resultado de un pleito entre Caballeros de Colón y Masones, cuando las aguas de la Guerrero estaban a punto de inundar el lugar. Los primeros querían traer a Victoria el obelismo, junto con la lápida. Los segundos lo evitaron.

Lo cierto es que, Padilla, quedó inscrita en la historia desde aquella tarde, y para siempre, gústeles o no a las nuevas generaciones de liberales o de conservadores.

LA IDEA FUE DE GUADALUPE MAINERO

El autor del monumento, del obelismo a Irturbide fue nada menos que el Gobernador Guadalupe Mainero Juárez, oriundo de Matamoros y admirador de Don Porfirio y del emperador.

Cuando Mainero envió al Congreso del Estado, y este aprobó el decreto respectivo, para honrar al sedicente emperador, se armó una controversia nacional e internacional

Según el decreto, una placa debería decir:

-Agustín de Iturbide nació en Valladolid (hoy Morelia) el 10 de agosto de 1783.

-En este lugar fue ejecutadO el primero de julio de 1824 a las 6 P.M.

-Como mexicanos deploramos la ejecución del consumador de la independencia.

-Como republicanos y ciudadanos de este estado, hacemos constar que la ejecución se debió a un acuerdo del Congreso Nacional.

Mainero se defendió ante la prensa y construyó el monumento, pero con algunas modificaciones en la citada placa, que al parecer le ordenó Don Porfirio.

-Como mexicanos deploramos que haya sido necesario ejecutar al consumador de la independencia nacional.

Y las preguntas siguen en el aire ¿por qué honrar al traidor?.

POR MONTAR A CABALLO

Dicen los historiadores (Vidal E. Covián y Juan Fidel Zorrilla) que Agustín llegó a Soto la Marina el 15 de julio de ese año, acompañado de un coronel polaco de apellido Beneski. Venía procedente de Italia, a donde fue desterrado.

En Marina fue detenido por el general Felipe de la Garza, aunque de inmediato lo liberó, pues era su amigo y tenía compromisos con él.

Dos días después fue reaprehendido en Padilla, cuando abordaba su caballo. Unos dicen que porque tenía una mala costumbre: Todos los jinetes montan por el lado izquierdo de la bestia, y él solía hacerlo por la derecha.

Otros argumentan que por su  «elegancia» al cabalgar. Aunque iba disfrazado, nunca ocultaba sus aires de emperador.

Pues bien, Iturbide fue puesto a disposición del Congreso del Estado, que se acababa de instalar el día nueve, para que decidiera sobre la suerte del emperador, mexicano traidor a la Patria.

Algunos historiadores dicen que hubo dos sesiones y otros que cuatro, entre el 18 y el 19 de julio, e incluso que hubo posibilidad de no cumplir con el ordenamiento federal de pasarlo por las armas.

No existen al parecer datos fidedignos de las actas del Congreso, ni tampoco el lugar exacto en que Agustín estuvo preso mientras se tomaba una decisión.

Lo cierto es que había algo de nepotismo, porque el Presidente del Congreso era José Antonio Gutiérrez de Lara, y el Gobernador (electo) su hermano José Bernardo Gutiérrez de Lara.

Es más, José Bernardo era diputado al Congreso en las sesiones del 18 y para el 19 actuaba ya como Gobernador.

NI UNA LAGRINA NI UN RECUERDO

Ni una lágrima ni un recuerdo para él de parte de las autoridades mexicanas.

No existen monumentos para este traidor a la patria (nos dice la enseñanza), fuera de dos obeliscos, uno en Nuevo Padilla y el otro en la hacienda El Chamal, donde dicen que durmió el Emperador su primera noche después de arribar a tierras mexicanas.

En el primero, ubicado frente al Cebetis de Padilla, fue arrancada la placa metálica alusiva. Dicen los que saben que fueron los masones.

Y es que se da un eterno pleito entre los Caballeros de Colón que siguen honrando a Itubide, y los liberales que detestan su actuación.

Después del fusilamiento, la única lágrima derramada fue la de su esposa, Ana María Huarte, quien se presentó en Padilla casi un mes después, el 13 de agosto del mismo año, para reclamar las pertenencias.

Cuentan los historiadores que Ana María, como buena católica, había recibido ya un rosario y el reloj de Agustín, los que se quitó antes del fusilamiento y los encargó a una persona para que los hiciera llegar a su mujer.

La señora partió de Tamaulipas para no regresar jamás, el 16 de septiembre del mismo año, precisamente cuando los mexicanos celebramos el aniversario del inicio de la Independencia.

Radicó en Filadelfia, Estados Unidos, y vivió muchos años más todavía; falleció en 1861.

Agustín contaba, al morir, con 41 años.

Por cierto que sus restos, fueron trasladados 14 años después de la Iglesia de Padilla, a la Catedral de la ciudad de México, donde permanecen.

EL MOMENTO DE LAS BALAS

Tampoco hay mucha precisión sobre los lugares en que se realizaron las sesiones del Congreso.

Hay quien refiere que fue en la misma casa de Gobierno y hasta en el domicilio particular de Doña María de Alta, en una de las esquinas de la plaza principal de Padilla, en aquel entonces de alrededor de tres mil habitantes.

Antes de ser fusilado, Iturbide quiso oír misa y comulgar.

Comentan los historiadores que fue velado en el lugar en que sesionó el Congreso y fue sepultado en la Iglesia de Padilla pero sin caja, porque no había recursos, ni él los traía.

Las honras fúnebres estuvieron a cargo del padre Miguel de la Garza García, quien a la vez había sido ungido como mimbro del tribunal.

El coronel Beneski se suicidó después en Saltillo.

Felipe de la Garza falleció en Soto la Marina en 1832.

http://www.turistam.janambre.com.mx

3 comments
Dejar comentario »

  1. Agustín de Iturbide es el hombre más odiado, despreciado y desterrado de la historia de México, gracias a Joel Roberts Poinssette, el primer Embajador de Estados Unidos en México. Y los masones siguen fiel las enseñanazas de su «padre» espiritual a quien se entregaron ciegamente y entregaron el país; y se siguen entregando. Por lo que Agustín de Iturbide quedó maldito y exterminado de la historia de México. Y cada nuevo embajador se asegura que asi siga siendo con la complascencia de los mexicanos. A pesar que los mismos masones en el siglo XIX reconocieron y jamás negaron el hecho de que Agustín de Iturbide fuera el libertador, consumador y hacedor de la Independencia de México, Padre de la Patria Mexicana a quien se le deben cosas importantisimas: Los colores de la bandera, El Ejercito Mexicano, El nombre de «México», La Independencia misma, etc. etc, etc. e inclusive en su honor «Los Chiles en Nogada». Por ello no me extraña que los radicales retrógradas e ignorantes de la historia de México, sigan la misma escuela de su Poinssette, y en aras de defender, segun ellos, las leyes de reforma prostituidas y distorsionadas y la figura de Don Benito Juárez ya bastante trasnochada por «su vanguardista visión de un Estado laico» totalmente distorsionado por ellos mismos e irreal, y asi se encarguen de destruir todo intento por reeivindicar la figura de uno de los padres de la patria mexicana: el cura Don Miguel Hidalgo, el cura Don José María Morelos y les guste o no el General y Emperador y Primer Gobernante del México independiente Don Agustín de Iturbide y Arámburu. Ni modo la historia es la historia y es implacable y siempre regresa para hacerse presente, aclararnos el futuro y volvernos a enseñar.

  2. Admiro a Iturbide, y busco informacion real de Êl.
    El que, el como, y todo lo que hizo.
    Ahora con lo que lei me siento mas satisfecho.
    Gracias por escribir e ilustrar memorias grandes y gratas de la historia, desgraciadamente en un pedacito de pagina no se puede dar vuelo a la gran busqueda de informacion, y apoyarla con fotos ò ilustraciones. Pero en verdad felicito a quien mantiene esta pagina; es ….invaluable su trabajo. Felicitaciones!!!!!! Grax!

  3. ADMIRO A AGUSTÍN DE ITURBIDE, OJALÁ UN DÍA LA HISTORIA OFICIAL LE DÉ SU LUGAR COMO LIBERTADOR, PADRE DE LA PATRIA Y HÉROE DE LA INDEPENDENCIA Y NUESTROS HIJOS CONOZCAN LA VERDADERA HISTORIA DE MÉXICO Y SE ENORGULLEZCAN DE NUESTRA PATRIA

Dejar comentario